El Poder de lo Ilógico

Alicia en el Pais de las Maravillas

Lo Ilógico

Capítulo I

Por la madriguera del conejo

El hueco del conejo era directo y largo como un tunel, y Alicia cayó en El directamente, de forma tal que no tuvo momento para pensar acerca de parar para no caerse en El, de forma tal que ella se vió ya adentro y cayendo profundamente, mientras iba bajando ella veía cosas que pasaban subían alrevés.

Capítulo II

La Piscina de Lágrimas

Capítulo III

La Carrera del grupo

Ellos empezaron a correr (Alicia, Dodo, el ratón, el pato, el aguilucho y Lory) cuando Ellos querían, y paraban cuando cada uno quería, de forma tal que nunca se sabía cuando la carrera había terminado, sin embargo, cuando tenían media hora corriendo, y estaban un poco cansados, Dodo de repente gritó “ La Carrera ha terminado” y entonces todos ellos se juntaron, cansados y preguntándose, pero Quién Ganó?, al final Dodo dice Ganamos Todos y todos debemos tener premios.

Capítulo IV

El conejo envía una pequeña cuenta

Oh tu tonta Alicia, Alicia se respondió así misma: no has aprendido la lección?, por qué hay escaso espacio para ti, y ningún espacio alguno, cómo para una lección de un libro-

“Hablándose así misma, hablándose a su Ego, a su Yó”.

Capitulo VI

El cerdo y pimienta

Iba Alicia por un camino y de repente consiguió dos vías, una bifurcación, y de repente Alicia vió a un Gato gordo que aparecía y desaparecía y Alicia le preguntó:

“Podría usted decirme, por favor, cuál vía debo agarrar para salir de aquí?”

El Gato contestó: eso depende a dónde quieres llegar¡ querida!.

No me importa mucho dónde contestó Alicia,Entonces no importa que vía agarras, dijo el Gato, Alicia añadió tan lejo como me vaya de aquí.

Capítulo VIII

El juego de cróquet de la Reina

Todos los jugadores jugaban a la vez sin esperar turno, desordenadas todos a la vez y peleándose por la pelota que era un puerco espín, y de repente la Reina se puso Furiosa, y decía gritando Que le corten la Cabeza, y Afuera sus Cabezas.

Capítulo XII

La Evidencia de Alicia

Alicia evidenció un juicio con jurado y todo, y dónde el Rey decía siempre “ Dejen que el Jurado considere su veredicto”, lo dijo como 20 veces y luego la Reina dijo No, no Sentencia primero y veredicto después,

Alicia decía esto no tiene sentido, la idea de la sentencia primero, Silencio dijo la Reina con voz grave.

No lo haré dijo Alicia, entonces Corténle la Cabeza, dijo la Reina, gritando hasta el tope de su voz, nadie se movió.

Que importa dijo Alicia, Alicia había crecido a su estado original, Ustedes no son más que un puñado de cartas, todos ellos (como cartas volaron por los aires y cayeron junto a ella, ella dio un gran grito, mitad de rabia mitad de miedo, y trató de pegarles a todos, y de repente se encontró a ella misma acostada en un banco con la cabeza en las piernas de su hermana, , quien le estaba quitando de la cabeza unas hojas que le caían a Alicia, y le dijo su hermana Alicia, Alicia despierta, que tremendo sueño que te diste, Oh que curioso sueño que tuve dijo Alicia.

Su hermana estaba a la izquierda de Alicia, manteniendo la cabeza en su mano, mirando la puesta del Sol, y pensando en su pequeña hermana Alicia y lo que ella le había contado de las sus aventura en el país de las maravillas, además ella también empezó a soñar y ese fue su sueño.

Primero ella soñó con su propia hermana, ella podía oír el tono de voz de su hermana, todo el lugar alrededor de ella se volvió vivo, cobró vida de extrañas criaturas de el sueño de su pequeña hermana.

La hierva corría sobre sus pies, así como el conejo blanco corría alrededor, el ratón asustado caía en el agua de la piscina de los vecinos, ella podía oír el sonar de los platos y tazas de té, así como oía a la liebre y sus amigos compartiendo la comida sin final alguno, y oía la voz chillona de la Reina ordenando que le quitaran la cabeza a todo el mundo, así mismo oía el puerco y sus chillidos en la rodilla de la Duquesa, también el Griphon y el lagarto, y los golpes que daba el puerco pigmeo, todos llenaban la escena, mezclándose con los sonidos miserables de la tortuga mentirosa.

Ella sentada con los ojos cerrados, y mitad creyéndose ella misma en el país de las maravillas, aunque ella sabía que sólo habriendo los ojos volvería a la dura realidad- la hierva estaría solo sonando con el viento y la piscina sonando con el viento, el sonido de las tazas de té sería el sonido de las campanas de las ovejas, y los chillidos de la Reina sería la voz del pastor de las ovejas, y el sonido de un bebé, del griphon y todos los demás sonidos cambiarían (ella sabía) por el confuso glamour de todo la granja y sus alrededores ocupados, mientras que el ganado bajando en la distancia tomaba el lugar de la Tortuga mentirosa y sus sonidos pesados.

Por último, ella se imaginó como su hermanita, después del tiempo, sería ella misma una mujer grande, crecería hasta ser una mujer, como ella mantendría todos estos recuerdos a través de los años, el simple y bondadoso corazón de su niñez, y como ella podría reunir a sus propios hijos e hijas y hacer sus ojos brillar y deseosos con muchos de sus historias extrañas y fantásticas, quizá con el sueño en el país de las maravillas que había soñado hacía mucho tiempo atrás; y como ella se sentiría con sus sentimientos y recuerdos y encontraría placer en todos sus simples disfrutes, recordando su propia vida de niña – su niñez, y esos felices días de verano.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s